FONT_SIZE

SCREEN

Layout

MENU_STYLE

Cpanel

PROGRAMA DE ASEGURAMIENTO DE LA INOCUIDAD EN LACTEOS


ANTECEDENTES.    

La producción mundial de leche, tiene como principal representante a la Unión Europea con 24.6%  del total producido y entre los países de Sud América está Brasil  como el mayor productor de la región, ocupando el séptimo lugar a nivel mundial con 3.9% de la producción total. De acuerdo a datos de la FAO en América Latina y el Caribe la producción lechera tuvo un crecimiento acelerado en los últimos años. En 2007, el crecimiento en el Brasil, mantuvo un ritmo de crecimiento del 3%, como resultado de la mejora de los precios en los últimos años. México, uno de los mayores importadores mundiales de leches en polvo, ha intentado estimular el desarrollo del sector para limitar la dependencia de las importaciones, previendo un aumento en su producción lechera aumente en un 1,5 %o. (FAO, 2007). Datos del Food and Agriculture Policy Research Institute (FAPRI) estiman que "… América Latina tendrá un crecimiento aproximado del 4.2% anual en la próxima década. En el caso de los productos lácteos estima un crecimiento del 18.2% en la próxima década de los cuales un 28.2% será en las Américas..".  En América del Norte la producción de leche aumentará en 11.4% de y de éste un 89.4% corresponde a los Estados Unidos y el resto a México. Se espera también un crecimiento en las exportaciones de lácteos y productos lácteos en Argentina, Brasil y Uruguay (FAPRI, 2007).

Bolivia, ocupa los últimos lugares con 0.05 % del total de la producción mundial requiriendo de  estrategias y acciones que favorezcan al eslabón (Primario) de la cadena láctea desde el punto de vista sanitario de la producción animal, y de garantía de la inocuidad del producto, ya sea para el consumo directo o para la industria láctea.

La Ley 2061, que confiere al SENASAG la competencia de "Garantizar la inocuidad de los alimentos en los tramos productivos y de procesamiento que correspondan al sector agropecuario y realizar la certificación de la inocuidad alimentaria de productos alimenticios de consumo nacional, de exportación e importación", ha permitido tener a plantas de procesamiento y a importadoras de leche y productos lácteos, bajo control oficial y a través del otorgamiento del Registro Sanitario garantizar la inocuidad en los productos provenientes de ellas, para lo cual se estableció en marco normativo en materia de Buenas Prácticas de Manufactura, y procedimientos para Registro Sanitario, requiriendo la implementación de un Plan de Aseguramiento de la Inocuidad para la producción  primaria de leche ligada a la transformación.

Este aspecto ha sido priorizado por el SENASAG,  estableciendo los Programas de Aseguramiento de la Inocuidad y entre ellos el Programa de Aseguramiento de la Inocuidad en lácteos con fondos económicos del Banco Interamericano de Desarrollo (Contrato de Préstamo  N° 2061/BL-BO) destinados al fortalecimiento institucional del SENASAG,

Este Programa tiene la finalidad de desarrollar el marco normativo para implementar adecuados Sistemas de Aseguramiento de la  Inocuidad en establecimientos de producción primaria donde no se cuenta con estos,  traducidos en la aplicación de Buenas Prácticas Agropecuarias, además de complementar con reglamentaciones técnicas especificas del rubro, en la industria procesadora de lácteos, considerando que en el periodo del 2001 al 2010, se han implementado procedimientos de regularización para industrias de alto riesgo como mataderos de bovinos y otros animales de abasto y aves; y se cuenta con empresas de elaboración de productos lácteos  bajo control sanitario oficial. La leche y sus derivados, considerados alimentos de alto riesgo juntamente a los cárnicos, son los que especialmente se encuentran  involucrados en las enfermedades transmitidas por alimentos.

Por otra parte, el SENASAG tiene competencia directa en la fiscalización de la producción primaria, elaboración, importación y certificación de exportaciones de alimentos y bebidas destinados a consumo humano y no así en la fiscalización del expendio, eslabón en el cual pueden perderse las condiciones de inocuidad y dado que una de las atribuciones que al SENASAG le otorga el Decreto Supremo 25729, de: Conducir el programa nacional de inocuidad de alimentos en coordinación con el Ministerio de Salud y los Gobiernos Municipales; puede proponer acciones para trabajar bajo el concepto de Sistema Integrado de Inocuidad de Alimentos para garantizar esta calidad sanitaria y regular las actividades relativas a la producción de alimentos, desde la producción primaria  hasta la distribución del alimento procesado para su consumo por la población.


El Proyecto: "Aseguramiento de la inocuidad para alimentos de origen animal, frutas y hortalizas, considerados de alto y mediano riesgo" (Inocuidad Alimentaria SENASAG - 2008) enfoca los siguientes aspectos que justifican el establecimiento de un Programa de Aseguramiento de la Inocuidad :


1. Contaminación de alimentos por patógenos

La mayor incidencia en la contaminación de alimentos, está asociada a bacterias como la Escherichia coli, Salmonella, Campylobacter, Shiguella y los alimentos mayormente involucrados en las Enfermedades Transmitidas por Alimentos como la Salmoneolosis, Gastroenteritis, Tifoidea y disentería amebiana, entre otros, son principalmente los alimentos altamente perecibles como los productos cárnicos y lácteos, así como también por el agua no potable tanto para beber.

En lo que respecta al consumo  de leche (producto de alto riesgo), el consumo por habitante por año en Bolivia, es de 38 litros/habitante/año.

En Bolivia, según el Sistema Nacional de Información en Salud (SNIS), las Enfermedades Diarreicas Agudas (EDAs), son una de las tres principales causas de muerte en niños menores de 5 años por la ingestión de alimentos como la leche y derivados, cárnicos y agua contaminados con patógenos.

El 2007, según esta Institución, se  registraron 24.438 casos en niños menores de 1 año, 375.366 casos en niños de 1 a 5 años y 827.965 personas fueron afectadas  por  Enfermedades Diarreicas Agudas (EDAs), con una tasa de mortalidad  de 62.9 / 1.000 en niños menores de 5 años.


2. Contaminación de alimentos por residuos de medicamentos veterinarios y plaguicidas.

Otro grupo de contaminantes, cuya incidencia en la actualidad no se conoce, es el relacionado con el empleo de medicamentos veterinarios y hormonas en animales considerados de abasto (destinados a faena) y para la producción lechera, así como también los insumos agrícolas (entre los que se encuentran los pesticidas). Estos productos generan residuos en productos y subproductos  que se constituyen en un riesgo para la salud humana,

En general estos contaminantes pueden clasificarse en:

  1. Sustancias con efectos anabolizantes que pueden ser potencialmente peligrosas para la salud del consumidor
  2. Residuos de medicamentos veterinarios tales como antibacterianos, sulfonamidas, quinolonas, antihelmínticos, anticoccidianos, tranquilizantes, antiinflamatorios, corticoides, entre otros.
  3. Residuos de agroquímicos tales como carbamatos, piretroides, organoclorados, organofosforados, metales pesados, colorantes, entre otros.


3.  Contaminación de alimentos por otros contaminantes de tipo fisicoquímico.

Los alimentos también pueden tener otro tipo de contaminantes fisicoquímicos como residuos de aditivos alimentarios tóxicos, toxinas generadas por microorganismos como hongos (micotoxinas en granos, cereales, frutos secos y piensos que pasan a la carne y leche de los animales, de los cuales derivan alimentos destinados a consumo humano), así como también contaminantes ambientales.

La contaminación de los alimentos por patógenos, contaminantes fisicoquímicos, en su mayor parte está ligada principalmente a la incorrecta o no implementación de Sistemas de Aseguramiento de la Inocuidad como las Buenas Prácticas de Manufactura y Análisis Críticos y Puntos Críticos de Control (HACCP) en la producción de alimentos, Buenas Prácticas de Almacenamiento, Buenas Prácticas de Higiene para la manipulación en el sector de expendio y en la preparación de los mismos, Buenas Prácticas Agropecuarias en establecimientos primarios. La implementación de Sistemas de Aseguramiento de la Inocuidad y el autocontrol de las empresas del rubro alimenticio constituyen el grupo de acciones más eficaces para reducir esta contaminación y son de tipo preventivo.

VISION, en el 2014 Bolivia cuenta con un Sector Lechero articulado, competitivo y produciendo con criterio de inocuidad, con planteles lecheros, capacitados y adoptando paulatinamente en su rutina  productiva y de ordeño Buenas Prácticas Agropecuarias, y una industria, cumpliendo normativas en materia de inocuidad alimentaria para el mercado interno y externo, traducidos en la protección de la salud del consumidor.

MISION, involucrar y sensibilizar a todos los actores de la  cadena de la  leche y productos lácteos en la importancia de preservar la inocuidad en todos los procesos y tramos de producción, logrando a través de aquello, la adopción e  implementación permanente y definitiva de toda normativa sanitaria vigente


OBJETIVOS DEL PROGRAMA.


Objetivo General:

  1. Establecer Sistemas de Aseguramiento de la Inocuidad en los tramos productivos lecheros, promoviendo el fortalecimiento a la CADENA PRODUCTIVA DE LACTEOS


Objetivos Específicos:

En la producción primaria.

  1. Contribuir al fortalecimiento de las organizaciones de productores asegurando la efectiva participación de las mismas en la implementación del Programa de Aseguramiento a la Inocuidad de Lácteos  y el cumplimiento de las disposiciones oficiales y/o reglamentaciones técnicas, que garanticen la inocuidad en la producción primaria de leche aplicando buenas prácticas: en la alimentación del ganado, en el uso de medicamentos veterinarios, en el ordeño, en el transporte de la leche.
  2. Contar con una información disponible y actualizada de enfermedades prevalentes susceptibles de pasar a la leche, en hatos lecheros  y contaminación microbiológica y química de la leche, en las Cuencas Lecheras del País, que nos permita establecer una línea base en materia de contaminación de alimentos por residuos de medicamentes veterinarios, plaguicidas y otros patógenos microbiológicos.
  3. Capacitar al personal del SENASAG, a productores, la industria y otros actores involucrados en la producción de lácteos y derivados en Directrices de Certificación de la Inocuidad en la Producción Primaria de Leche.   
  4. Posibilitar, en coordinación con los Programas de Aseguramiento de la Inocuidad en Cárnicos, Frutas y hortalizas, el marco legislativo para el establecimiento del Programa de Reducción de Residuos y Contaminantes en Alimentos

 

Marco Normativo del Programa PAI Lacteos:

 

 

EL año 2012 se aprobo atraves de R.A. 014/2012, El Programa De Asegurameito de la Inocuidad en Lacteos. (Hacer Click para ver el Documento)


EL año 2012 se aprobo atraves de R.A. 093/2012, Las Directrices del Programa PABCO Lechero. (Hacer Click para ver el Documento)